Viajar conectado: cómo hacer para que no falte Internet

Roaming, Wi Fi, hotspot o nuevo chip local: cómo hacer para viajar al extranjero y no perder la señal de Internet. Los nuevos acuerdos de Roaming en América y Europa y todo lo que tenes que saber para seguir on line.

Ver mapas, reservar el hotel, comprar un vuelo o ver cuánto cuesta una entrada a un parque. Hoy en día, Internet es el fiel compañero de todo viajero y ya nadie se acuerda cómo se hacía antes.

Internet ha modificado por completo al mundo del turismo y los viajes, y cuando uno tiene que viajar al extranjero, estar conectado se vuelve una prioridad. ¿Cómo tener Internet y no pagar una fortuna?

 

La declaración de Buenos Aires

En el día de ayer se dio a conocer que 19 países de América (Argentina, Bahamas, Barbados, Belice, Brasil, Canadá, Colombia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Estados Unidos, México, Nicaragua, Panamá, Perú, República Dominicana, Trinidad y Tobago y Uruguay) eliminarán los cargos de roaming, cuando se viaje por esos países.

Si bien no hay definiciones respecto a cuándo se implementará la medida, se piensa que podría ser entre este año y el 2022, todo dependerá de los acuerdos que puedan llevar adelante las diferentes compañías telefónicas.

 

Respecto a las relaciones entre Argentina y Chile, el compromiso de eliminación del roaming fue pactada el año pasado, y se podrá empezar a utilizar el servicio – de forma parcial- a partir del próximo año, y definitivamente, en el 2020.

Las tres principales compañías de telecomunicaciones que operan en Argentina (Claro, Personal y Movistar), cuentan con abonos de roaming gratuitos para América Latina, siempre y cuando se tenga un abono, pero el uso, tanto de Internet como de llamadas, se factura aparte.

 

Viaje por Europa

Si bien se había anunciado que el roaming dejaría de ser un problema dentro de la Unión Europea a partir de este año, las compañías han decidido poner algunos límites o cobrar recargos.

Hay que tener en cuenta que la eliminación del roaming sólo es válida en la Unión Europea y países asociados, los 28 de la Unión Europea más Noruega, Islandia y Liechtenstein. Andorra y Suiza quedan fuera y Reino Unido entra en el acuerdo hasta que se haga oficial el Brexit. Incluso aunque se salga de la UE, podría mantener el acuerdo del roaming.

 

SIM Card

Una de las mejores soluciones si viajas a Europa es comprar una tarjeta prepaga, pero en este caso, las operadores pueden limitar la cantidad de GB que puedes usar. Un dato importante es que si compras el chip en España y viajas a Italia, por ejemplo, deberás llamar a una operadora y activar el roaming, ya que no se da automáticamente.

Movistar, por ejemplo, no aplica recargos ni límite en las tarjetas prepagas siempre y cuando no se usen más en el extranjero que en el país de origen. Otra de las compañías es Vodafone, que ofrece roaming gratis dentro de la UE y fuera de ella (Albania, Islandia, Liechtenstein, Turquía, Noruega, Suiza y Estados Unidos). Por último, Orange, tampoco cobra por el servicio siempre y cuando no superes un consumo estándar por día.

 

La opción Wi Fi

Es sin dudas la más utilizada por los viajeros, que se aprovechan las conexiones de los hoteles, restaurantes o los servicios abiertos de las ciudades. Es importante saber que estas conexiones son en algunos casos inseguras y lentas, por lo que si dependes de ellas, tendrás que tener paciencia.

Si necesitas descargar mapas, aplicaciones o guías, es preferible hacerlas en casa antes de viajar.

 

Hotspot

Un servicio muy recomendado es el WiFi Hotspot de Telestial, una compañía de telecomunicaciones para viajeros que funciona muy bien en América del Norte, Europa y Asia. Se debe comprar el aparato, que se conecta en cada ciudad utilizando las señales de las compañías locales, y uno carga y paga los datos que necesita, a través de la tarjeta de crédito.

Solución ideal para los viajeros de larga duración o los que viajan trabajando con Internet.